El presidente de la Defensoría al Consumidor, Ricardo Salazar, acompañó la inspección que se realizó en la empresa Unifersa Disagro, planta productora y almacenadora de fertilizantes y agroquímicos, ubicada en Acajutla, Sonsonate, con la finalidad de constatar el inventario y los costos, lo que permite evitar cualquier práctica abusiva en contra de las familias salvadoreñas.

“Este es un producto esencial que hoy en día muchos de los productores están pendientes de compra de este tipo de insumos y en este importante periodo de cultivo que va a iniciar en nuestro país. Sabemos que los agricultores están sumamente pendiente de los precios y en ese sentido la Defensoría del Consumidor está realizando las verificaciones para poder evitar cualquier práctica abusiva y poderla sancionar”, dijo Salazar.

Con estas inspecciones, afirmó el funcionario, el principal objetivo del Gobierno es garantizar que las crisis generadas en el mundo tengan un impacto menor en la economía familiar de los salvadoreños.

Comments are closed.